Gatored redes para gatos

AMOR Y RESPONSABILIDAD

Un fuerte estímulo supueso  amar a los gatos para llegar a montar GatoRed, ellos saben de amor y responsabilidad y de redes para protegerlos en casa.

Sabemos que para inculcar amor y responsabilidad desde pequeños a nuestros hijos es necesario enseñarles valores. Los valores son importantes para conseguir esa responsabilidad y el compartir vivencias con un animal de compañía es una buena opción para ayudarnos en esa tarea.

Los gatos, así como cualquier animal de compañía, son inspiradores del amor y éste nos conduce a la responsabilidad de su cuidado. No hay teoría sin sentimiento, éste último es el asentamiento por la experiencia, no hay nada mejor aprendido que lo que le sale a uno mismo desde adentro. No solo ellos se verán recompensados de esa experiencia, seguramente nosotros  también nos sentiremos atrapados por sus encantos seductores y sus pillerías.

Los animales saben sacar a las personas aquellas cosas que a nadie queremos contar, tienen un instinto innato para averiguar nuestro estado de ánimo y no hace falta hablarles, solo con el susurro de voz y nuestro cuerpo son capaces de averiguar aquello que nos pasa. Es por eso que para un niño tener ese amigo incondicional fortalece su alma y le convertirá en mejor persona, al mismo tiempo que averigua con él, el paso del tiempo, y todo lo que conlleva.

No es de extrañar que nos pongamos tristes cuando no están, cuando les sucede algo y tremendamente felices cuando los vemos revolotear.

Gato Red está dispuesto a ayudarte a poner algún remedio a sus escapadas incontroladas que pueden poner en riesgo su vida como puede ser que desaparezca detrás de una gata en celo, o que se tire detrás de alguna mariposa desde el balcón.

Son buenos escaladores pero no están exentos de darnos un buen susto, así que es una buena idea ponerles una red de protección en ventanas y balcones para estar tranquilos.

Seguro que tu hij@ vendrá a contarte feliz, que es lo que ha hecho, y los mantendrá divertidos y en un estado optimista y positivo al contrario de aquellos niños que sufren ansiedad y en ocasiones depresión.

La responsabilidad de alimentar, asear y cuidar de tu mascota les elevará la autoestima porque amar es sentirse feliz con el otro.